martes, 20 de agosto de 2019

PAZ EN EL CORAZON


Testimonios y reseña del taller PAV básico con Co-Madres en San Rafael Cedros, Cuscatlán, El Salvador, realizado los días 16 y 17 de agosto de 2019


El Comité de Madres y Familiares de Personas desaparecidas durante el conflicto armado Oscar Arnulfo Romero, es un grupo de personas sobrevivientes de la guerra civil en El Salvador, quienes ya han visto nacer al menos a dos generaciones más hasta la fecha, concentrándose en algunos lugares de Nuestro País.

En San Rafael Cedros, Cuscatlán hay un grupo considerable de Co-Madres que esencialmente se dedica a las labores domésticas, agricultura y comercio informal, además buena parte de los participantes de este grupo poseen baja escolaridad y algunos no saben leer y escribir, en un ambiente que tiende a ser semi-rural y en algún momento afectado por la violencia actual de los diferentes grupos delictivos.

En ese contexto tuvimos la dicha de realizar un taller PAV básico, a continuación compartimos algunos de los testimonios que las personas participantes nos compartieron:

Aprendí a solucionar problemas, saber cómo afrontarlos y buscar una solución no violenta, quiero poner en práctica los mensajes responsables y los valores expuestos en este taller, este taller es algo que no esperaba y me ha gustado ver adultos y niños aprendiendo, en mi caso distrayéndome de las situaciones personales, gracias a los facilitadores.

Aprendí sobre la convivencia y que nos miremos todos con igualdad y saber distinguir cuando estamos en verde, amarillo y rojo, eso es lo que practico en mi hogar y familia, lo que me gusto fue el Poder Transformador, nuestra conducta y forma de ser, porque así seremos aptos seres de bien para un futuro mejor. Muy bueno porque han sido temas para poder transmitir en la familia y en grupos organizados y en otras partes como asociaciones, estoy contenta por dicha convivencia y les felicito por la organización, ¡muchas bendiciones!

Aprendí el saber escuchar a los demás, el perdón, la comprensión, la convivencia, me gustó la participación de todo el grupo, tuve la oportunidad de encontrarme con personas que nunca había tratado.

Aprendí las técnicas del semáforo, el mensaje responsable, y el ejercicio e dibujar una comunidad ideal, me gustaron las actividades grupales, las técnicas y las dinámicas para aplicarlas con los grupos que me relaciono en mi trabajo cotidiano y con mi familia, la metodología es muy buena, permite la participación ciudadana y la reflexión colectiva, yo celebro la oportunidad de participar en estos espacios porque me siento a gusto con la convivencia, el aprendizaje es como salir de la rutuna, estar con otras personas, aprender nuevas experiencias, el tema del Poder Transformador me impacto porque plantea otras maneras para evitar la violencia, ¡felicidades y agradecimientos a los facilitadores!, bendiciones.

Aprendí que puedo hacer un cambio positivo en mi vida y edificar paz con mis semejantes, también aprendí obediencia, voluntad, generosidad, alegría, descubrimientos y más paz en el corazón.

Lo que aprendí es a comunicarme con las demás personas, ninguna vez lo había hecho, me gustó la comunicación con todos los compañeros porque aprendí cómo comportarme, este taller me ha servido como aprendizaje, transmitir un mensaje y un cambio de vida.


Aprendí que la transformación significa respetar y cuidar al prójimo, poner en practica con vecinos, amigos, hijos y nietos, me gustaron las dinámicas y que explicaron bien las cosas, las dramatizaciones y saber lo que no sabía, que significa los semáforos rojo, verde y amarillo, es para aprender un cambio, el amor y la transformación de los derechos e igualdad, comprensión también, les doy las gracias a Dios y a los facilitadores.


Lo que aprendí es como puede cambiar la vida de las personas, el Poder Transformador es lo que voy a poner en práctica, me gustó la convivencia con las demás personas, escuchar a los demás y que me escuche cómo actuar ante un conflicto y como solucionarlo, cambiaria mi actitud con mi familia y conmigo misma, para mi significó mucho porque me di cuenta de muchas cosas que ignoraba en mi vida y hoy me voy feliz porque me siento una persona con mucho conocimiento para mi vida diaria.


Aprendí que puedo ser feliz y que a pesar de la gente en contra de mí, puedo decidir cambiar, m gusto el trabajo el trabajo en equipo de los facilitadores y que me he vuelto a conectar con personas que me aprecian, me he sentido con alegría en este taller y he reído y gozado en este tiempo, debo de tomar tiempo para comprender todo lo que se ha dicho.

Como Equipo Facilitador nos sentimos muy contentos, privilegiados y agradecidos de haber compartido con este grupo, quienes son personas muy Sabias, llenas de Amor, Sencillez, muy trabajadoras, llenas de Fe y Esperanza, conocedoras de sus derechos humanos básicos, que aún nos siguen desafiando a vivir de manera tal que podamos encontrar la Paz que tanto necesitamos en este momento de la historia de Nuestro País y mundo.


Por el Equipo Facilitador,

Antonio Salomón Medina Fuentes, Coordinador Nacional de PAV El Salvador

viernes, 26 de julio de 2019

REPORTE DE MINI-TALLER PAV EN MANAGUA, NICARAGUA


Realizado el día 14 de julio de 2019


¡Hola a todos!

Ya tenía una comunicación con Salomón pero quise mandar un mensaje como reporte del evento que se realizó aquí –en Managua Nicaragua– el domingo 14 de julio de 2019 pasado. Alfredo y Harold, quizá se podrían aportar sus comentarios y también el número exacto de participantes, me imagino que el programa PAV de El Salvador tanto como Nicaragua mantiene un pequeño control de los talleres que hacen.

En el mini-taller ¡nos fue muy bien!, el grupo se entregó al proceso y había unas conversaciones muy auténticas. Al fin no logramos hacer todas las actividades que tuvimos planificadas pero sentí que Alfredo, Harold y yo nos comunicamos muy bien y estuvimos de acuerdo con los cambios que hicimos en el transcurso de la noche. Alfredo me impresionó con su energía y pasión, pero también confió en el proceso y no intentó hacer demasiado. A veces es aún más difícil de facilitar un grupo de personas que te conoce pero el parecía un veterano de muchos talleres! Harold tenía mucha paciencia esperando para que comenzáramos y también me impresionó con su habilidad de facilitar los ejercicios y conectar con los participantes tanto en inglés como en español.

Fue difícil de reunir el grupo así que solo tuvimos unas 2 horas y media en vez de las 4 horas que pensamos inicialmente. Eso es una de las dificultades de los mini-talleres, que empiezas con poco tiempo y muchas veces se reduce aún más por unos imprevistos sin embargo lo superamos con bastante paciencia y creo que al fin eso nos ayudó crear confianza con el grupo porque pasamos varias horas con la mayoría conversando y platicando antes de iniciar.

Fue un placer y bendición para mí conocer y facilitar con él –Alfredo– como siempre con Harold,  espero que haya la oportunidad de colaborar de nuevo con PAV El Salvador.

Bendiciones!

Steve Gisel
Facilitador de PAV
EEUU / Nicaragua



Hola a todos,

Gracias Steve por tan amena y acertada evaluación del mini-taller Managua 2019. Este mi primer taller como facilitador fue fascinante. El número de participantes fue de 12 personas. Muy particular el grupo, de tres nacionalidades distintas, a saber: Nicaragua, El Salvador y Estados Unidos; El mini-taller fue conducido de forma bilingüe –Inglés y Español– todos los participantes excepto una niña y una señora eran personas  afectadas por la violencia en El Salvador, Nicaragua y EE.UU.

Me gusto la forma de como Harold, Steve y mi persona nos acoplamos y trabajamos en equipo sin ningún inconveniente, agradezco la iniciativa de ellos al traer todos los materiales didácticos; la forma espontánea de ayudarnos en el idioma, tanto Harold como Steve se desenvolvieron de maravilla en el dominio de ambos idiomas, fue una experiencia para mí, sin precedentes.

Personalmente, agradezco a Harold y Steve por su apoyo en este mini-taller, he aprendido muchísimo con ellos, gracias por ser pacientes al esperar tanto en nuestra reunión inicial como también en el día del taller.

Gracias a Dios el propósito del mini-taller fue alcanzado, los participantes se quedaron con las ganas de más y aprendieron sobre el Poder Transformador en muy corto tiempo.

Espero que facilitemos más talleres completos en el futuro, mi corazón está satisfecho y listo para continuar con los talleres PAV en Nicaragua y El Salvador, y hasta donde sea que nos envíe Dios,

Un abrazo

Alfredo Ramos
Miembro del Equipo Facilitador
PAV El Salvador

sábado, 29 de junio de 2019

¡ES UNA GRAN COSA!


Entrevista con Ricardo Heraldo


¿Cual es su nombre positivo?: Mi nombre positivo es  Ricardo Heraldo.

¿Cómo se ha sentido después del taller PAV donde participó?:
Definitivamente los talleres PAV son una gran cosa, me siento muy bien por haber participado en el taller básico, las dinámicas muy apropiadas de manera que al terminar de realizarlas uno se da cuenta de sus debilidades así como de las fortalezas. Nuestro taller básico lo recibimos en la colonia San Carlos a medio kilómetro al sur del centro de Zacatecoluca. También participe en mini-taller en el centro de reclusión de jóvenes de Ahuachapan.

¿Cómo le han ayudado en su vida lo aprendido en el taller PAV?:
Me ha sido de gran beneficio haber participado pues en momentos de necesidad he hecho uso de algunos elementos aprendidos en los dos talleres (paciencia, cortesía, etc.) me ha evitado muchas dificultades el actuar diferente.

¿Qué le diría a las personas que aún no han participado en algún taller PAV?:
INVITARÍA a quienes no han participado en estos talleres a que se den la oportunidad de conocer lo que es PAV, descubrirán grandes cosas sobre sí mismos ¡vale la pena invertir tiempo en ello!


¿Podría mencionar un ejemplo práctico en su vida de cómo le ha servido lo aprendido el taller PAV donde participó?:
Bueno, son varios pero es menester mencionar uno que práctico todos los días: es en mi hogar con mi esposa. Solíamos discutir mucho, por diferentes motivos; en PAV descubrí que yo tenía la clave para terminar con esas discusiones, en un principio pensé que sería fácil pero no lo fue. He aprendido a través de la práctica a obtener paciencia cuando ella se equivoca y a callar cuando me pelea porque me equivoco. (Parece romántico pero me ha dado paz en mi relación con ella) estamos más unidos en propósito. ¡Es una gran cosa¡

¿Algo más que quisieras añadir?:
Felicidades a los impulsadores de este proyecto, a los facilitadores que con mucho esfuerzo realizan está tarea por demás maravillosa.... ¡Sigan adelante hasta el cansancio, hasta que las fuerzas se agoten!, porque cada sacrificio, cada desvelo, cada día y noche separado de sus familias no será en vano. Habrán muchos que valorarán ese esfuerzo y serán transformados y ustedes entonces estarán contentos de haber hecho lo que tenían que hacer. Dios les bendiga y les prospere en tan noble labor.